miércoles, 6 de febrero de 2013

Sin embargo no se mueve


Sin embargo no se mueve


Puedo hablar solamente con aquellos que sean capaces de admitir la siguiente frase como verdadera: “La Tierra se mueve, o no.”
Es decir, el diálogo es imposible con aquellos que admiten como cierta per se solamente una de las dos afirmaciones, sin considerar la otra.
Bueno, sin buscarlo ni hacer publicidad nosotros todavía, menos Juan Carlos Gorostizaga en su humilde blog de google a unos días de la publicación del libro Sin embargo no se mueve, por la sola publicidad de la editorial americana de autoedición, Lulu, empezó a circular la noticia por la red. Que si una entrevista en la radio de unos minutos, que si otra, ahora me llamaron de la prensa local, no me ha dejado tiempo para escribir tranquilamente una reseña del libro, como me suele gustar. Es más, parece que debo hablar de todo lo que escribimos, lo cual es imposible.
No obstante, procuraré en poco tiempo transmitir lo esencial. Un libro de 310 páginas no puedo resumir en unos folios. Tal vez más adelante escriba más, ahora solamente lo imprescindible. Echaré mano de unos vídeos, lamento que sean solamente en inglés, pero son bastante buenos y comentan en lo esencial algunos de los experimentos abordados en el libro.
El motivo de publicarlo en Lulu.com es porque obtuvimos la negativa en un par de editoriales en las que confiábamos que van a aceptar este libro para su publicación, pero creemos que el tema les ha asustado. Habrán tenido que sopesar las consecuencias que tal vez tendrían que afrontar por su publicación, ya que lo tratado se puede considerar de una especie de herejía científica. Fuera lo que fuera (por el motivo anterior ni siquiera se lo ofrecimos a Vita Brevis), no sea que se vean perjudicados. De allí pues, el publicarlo en esta editorial, con un precio asequible. Nos gustaría organizar una visita a España de uno de los máximos defensores de esta temática en el mundo, a Robert Sungenis y a Robert Bennett.
Robert Sungenis,


es conocido apologeta americano, autor de numerosos libros y ensayos. Su tesis doctoral Galileo Was Wrong, The Church Was Wright de 700 páginas en el volumen 1º de su obra (el vol. 2 de 460) trata de geocentrismo en su perspectiva científica, apoyado por los comentarios y aportaciones de R. Bennett, doctor en la Relatividad General por el Stevens Institute of Technology, autor del capítulo 10 del citado Vol. I, es decir de detallada, técnica y matemática explicación de varios argumentos a favor de geocentrismo. Asesor de todo el proyecto del libro GWR.
Después de la demostración de que las pruebas de Galileo eran formalmente inválidas, y que la postura de San Bellarmino ha sido intachable, como consta de por ejemplo de este punto de su carta a Fr. Foscarini (carmelita), un discípulo de Galileo:
“Tercero. Yo digo que si hubiera una verdadera demostración de que el sol está en el centro del universo y la tierra en la tercera esfera, y que el sol no viajara alrededor de la tierra, sino que la tierra circulara el sol, entonces podría ser necesario proceder con gran cuidado al explicar los pasajes de la Escritura que parecen contrarios, y deberíamos más bien decir que no los comprendimos, antes que decir que alguno era falso como se ha demostrado. Pero yo no creo que haya una tal demostración; ninguna me ha sido mostrada.” (Negritas son mías)
Pues eso es lo que afirmamos en el libro, Pero yo no creo que haya una tal demostración; ninguna me ha sido mostrada,”. Es decir, ya en 1975, Carl E. Wulfman (University of the Pacific) en su carta a Mr. Roush (citado en “Galileo to Darwin” por P. Wilders, Christian Order, April 1993, p. 225.), decía: “He dicho en mi clase que si Galileo tuviera que afrontar el juicio de la Iglesia en los tiempos de
Einstein, perdería su causa por argumentos mucho más fuertes. Puede utilizar mi nombre si lo desea.”
Es decir, el P. Walter Brandmüller, el Presidente del Pontificio Comité de Ciencias
Históricas decía recientemente:
“La condenación de las posturas de Galileo sobre la posición fija del sol y el movimiento de la tierra, que es tan a menudo descrita como un error del Magisterio de la Iglesia, es probada bajo la investigación más detallada como justificada en su tiempo… Más todavía, los hallazgos científicos más recientes reivindican la Iglesia de 1633” …
pero nosotros encima, y por supuesto, afirmamos a base de todo lo expuesto en el libro que el universo entero gira alrededor de la Tierra.
El índice del libro es el siguiente:
ÍNDICE
Introducción ……………………………………………………………………………….. 1
CAPÍTULO I
ARGUMENTOS EN EL JUICIO A GALILEO. SU VALIDEZ
Galileo y su prueba inválida de las manchas solares ………………………. 11
La prueba de las fases de Venus y el doble error de Galileo ……………. 18
Galileo y las mareas …………………………………………………………………… 24
¿La existencia de mareas prueba el movimiento de la Tierra? ………… 27
La sabiduría de San Roberto Bellarmino ……………………………………… 29
La santa y prudente defensa de la Iglesia contra la imposición del
heliocentrismo …………………………………………………………………………… 32
La manipulación del caso Galileo ………………………………………………… 41
La sentencia de Galileo ………………………………………………………………. 43
La inédita retractación de Galileo ……………………………………………….. 48
Galileo y la caída del orden científico ………………………………………….. 52
¿Ha rehabilitado la Iglesia a Galileo? ………………………………………….. 67
El discurso de S.S. Juan Pablo II ante la P.A.S………………………………. 66
CAPÍTULO II
LAS OBJECIONES COMUNES AL GEOCENTRISMO
Equivalencia entre los sistemas heliocéntrico y geocéntrico …………… 77
Según las leyes de Newton, ¿no tiene que rotar siempre el cuerpo
menor en torno al mayor? …………………………………………………………… 80
Las fases de Venus ¿no descartan el geocentrismo? ………………………. 81
El movimiento retrogrado de Marte, ¿no prueba el heliocentrismo? …. 82
El paralaje estelar no prueba el movimiento terrestre …………………….. 83
Algo más sobre el paralaje y las distancias estelares ………………………. 84
El paralaje estelar y/o la aberración estelar son pruebas ¿de qué? ……. 86
La diferencia entre paralaje aberración. ……………………………………. 91
La aberración desde el geocentrismo …………………………………………… 92
Otros problemas con la aberración ………………………………………………. 92
El péndulo de Foucault no prueba el movimiento de la Tierra …………. 94
La objeción nº 1: Si la Tierra estuviera en el centro del universo,
entonces los astros más alejados se desplazarían con velocidades
superiores a la velocidad de la luz. Eso es imposible. …………………… 96
VI
Puntos de Lagrange y Heliocentrismo …………………………………………. 109
La NASA no dice la verdad ……………………………………………………….. 113
La real Paradoja de los gemelos …………………………………………………. 117
El perihelio residual de Mercurio como “prueba” de la Relatividad
de Einstein ……………………………………………………………………………… 120
El eclipse de 1919 como “prueba"de la Relatividad ……………………… 123
Pero ¿no hay ninguna prueba a favor del heliocentrismo? ……………… 126
Una descripción del movimiento del sol en torno a la Tierra. …………. 127
CAPÍTULO III
LOS EXPERIMENTOS QUE CONFIRMAN QUE LA TIERRA
ESTÁ INMÓVIL EN EL ESPACIO
Los experimentos de Dominique François Arago …………………………. 137
Los experimentos de Augustin Fresnel ……………………………………….. 138
Los experimentos de Armand Fizeau ………………………………………….. 141
El sorprendente experimento de Airy ………………………………………….. 144
El experimento nulo de Michelson ……………………………………………… 147
El experimento de Michelson – Morley ………………………………………. 149
Interpretación geocéntrica de los resultados del experimento de
Michelson-Morley ……………………………………………………………………. 153
El experimento de Sagnac …………………………………………………………. 164
El experimento de Michelson-Gale …………………………………………….. 173
Anomalía A.R.A. ¿evidencia de no rotación? ………………………………. 177
Los experimentos LLR confirman el geocentrismo ………………………. 183
CAPÍTULO IV
EVIDENCIAS DE LA POSICIÓN CENTRAL DE LA TIERRA Y
LAS PARTICULARIDADES DE LA MISMA
En el fondo la Tierra ni puede girar …………………………………………….. 187
El universo geocéntrico en las revelaciones a Santa Hildegarda
de Bingen ………………………………………………………………………………… 191
La simplicidad geocéntrica del analema solar ………………………………. 200
Anisotropía y el “Eje del Maligno” …………………………………………….. 202
Prueba de que la Mecánica de Newton para describir el Sistema
Solar con el modelo heliocéntrico resulta imposible ……………………… 207
Sobre satélites geostacionarios ………………………………………………….. 212
Similitud entre el satélite MARISAT 3 y el sol …………………………….. 218
Datos recientes apuntando al geocentrismo ………………………………….. 220
VII
CAPÍTULO IV
GEOCENTRISMO Y CREACIÓN EN LOS PADRES DE LA
IGLESIA
Sobre la inerrancia de la Biblia ………………………………………………….. 225
El geocentrismo en los Padres de la Iglesia …………………………………. 231
La creación del firmamento y de la Tierra …………………………………… 234
La creación de los cuerpos celestes ……………………………………………. 237
Los Padres respecto al universo geocéntrico ……………………………….. 240
El consenso de los Padres respecto a la esfericidad de la Tierra …….. 244
Las citas bíblicas más destacadas que afirman o presuponen la
inmovilidad de la Tierra ……………………………………………………………. 245
EPÍLOGO
Creación y evolución. Sobre el pecado original …………………………… 251
¿Son infinitos el espacio, el tiempo, la materia? …………………………… 305
Conclusión ……………………………………………………………………………… 307
No se trata de ninguna “venganza” histórica, aunque el caso Galileo se ha manipulado sobremanera:
“Sacar la Tierra del centro del universo, significaba para la mentalidad moderna que la Iglesia se equivocó y que la Biblia es un cuento. Y que de paso Dios no existe. Fue la causa del regocijo y congoja de Nietzsche en Así habló Zaratustra: «¿A dónde se fue Dios?, gritaba. Os lo diré. Nosotros lo hemos matado – tú y yo. Nosotros somos sus asesinos. ¿Pero cómo lo hicimos? ¿Cómo hemos sido capaces de beber el mar? ¿Quién nos ha dado la esponja para absorber
el horizonte entero? ¿Qué hicimos cuando desencadenamos la Tierra de su sol? Dios ha muerto. Dios permanece muerto. Y nosotros lo hemos matado». Lo que se dijo a Natalia en Los vientos de Guerra no es menos suave: “El Cristianismo está muerto y tirado en la cuneta desde que Galileo le cortó el cuello.””
Se trata de un amor apasionado por la verdad, eso, y nada más.
De allí que el libro empieza con:
Algunas veces la primera obligación de un hombre inteligente es reexaminar lo obvio.
(George Orwell)
dice en el comienzo:
“Hay algo indómito en el hombre de todas las épocas: es su sed de la verdad. Hasta el punto de que no se puede tener felicidad sin defender la verdad. Pero las verdades crecen en la sombra de la Verdad; son amigas de la Verdad. Es más, es la Verdad la que impulsa al hombre a buscarla y a amarla.
y termina con:
“Erich Fromm escribió su obra famosa El miedo a la libertad.
Pensamos que hay un miedo mucho mayor, opresor e injusto. Es el miedo a Dios. Para no tenerlo, muchas veces, creemos las más de las veces, hay que vencer el miedo a la verdad. El miedo a actuar en consecuencia con ella. Es, en definitiva, a lo que invitamos a los lectores. A buscarla, a encontrarla, a defenderla.”
Dios todo lo hizo por ti.
A continuación algunos vídeos de interés:
El experimento de Airy:



El experimento de Sagnac:

Varios experimentos, sobre Foucault, etc:

Sobre la inconsistencia de Big Bang:





21 comentarios:

  1. Saludos. Hay un punto, que no sé si se menciona en el libro, y es la acumulación de ciertos elementos en los planetas cercanos al Sol, y de otros en los más apartados. Se han observado protoestrellas que parecen confirmar la teoría de la nebulosa, con la estrella originándose en el centro e imprimiendo un movimiento de rotación a la materia que la rodea, que se va agregando a ciertas distancias en función del tipo de elementos.

    siguiendo esa teoría, resulta difícil de explicar por qué se forma una bola de silicatos con poco hidrógeno en el centro, luego la luna, venus, mercurio y justo después el Sol antes de los planetas exteriores. La masa del Sol en relación al sistema solar es muy notable, no entiendo bien cómo pudo formarse en esa posición.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nos hemos centrado en lo considerábamos más importante.
      De todas formas, gracias por la sugerencia.

      Eliminar
  2. Sobre el libro “Sin Embargo...”, como coautor quisiera resaltar un aspecto que ha pasado desapercibido, que este libro ha sido escrito principalmente para lectores cristianos (especialmente para católicos). Un porcentaje cercano al 40 % se dedica a la teología, citas bíblicas, documentos de la Iglesia y sus implicaciones, e incluso revelaciones místicas a santa Hildegarda de Bingen. En realidad los dos autores somos católicos, y no creo que nuestra formación religiosa sea escasa, yo en concreto he seguido en el Centro San Agustín (Santander) los tres primeros cursos de Ciencias Religiosas, para lo que he tenido que superar unas 30 asignaturas. Por eso a mí me gustaría que se debatiera algo las cuestiones teológico-religiosas que aparecen con la cosmovisión geocéntrica. En mi blog he recibido más de 200 comentarios, y todo lo más religioso que han escrito ha sido un católico diciendo airadamente “Este señor no nos representa a nosotros los católicos”. Entonces yo pensé “Oh Señor, ya no sólo me apalean los ateos radicales, ahora también los hijos de Jacob”.
    Por eso digo que estaría bien que nos planteáramos también cuestiones religiosas, ¿Debe estar la Religión a remolque de lo que afirmen categóricamente los científicos?, ¿Por qué la Pontificia Academia de Ciencias está formada por muchos científicos declaradamente ateos?, ¿El Principio de Copérnico conduce al hombre a la increencia?, ¿Necesitamos en este momento que el Papa Benedicto XVI escribiera una encíclica aclarando la cuestión de los Orígenes?....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Milenko: Yo pienso que es muy interesante para todo el público, es más, pienso que de esta manera se le hace pensar sobre algo que tenían descontado.
      No obstante, la ciencia tiene sus límites que no puede superar ni atribuirse la capacidad de respuesta para todas las cuestiones.
      El objetivo de la PAS y en general de la comunidad científica es informar al Papa sobre los avances y el estado de la ciencia actuales. Eso es lo que se ha recordado a los miembros de la PAS en el famoso discurso de Beato Juan Pablo II el 31 de octubre de 1992.
      No creo que sea necesaria ninguna encíclica sobre los Orígenes.
      Sin embargo, las aportaciones de católicos y científicos en general sobre determinadas cuestiones que se daban por hecho puede hacer frenar la consideración de ciertos tópicos como ciertos per se.

      Eliminar
  3. Si la Tiera no rotase, los patrones de viento serían muy simples. El aire caliente se elevaría en el Ecuador y luego se extendería hacia los polos. Allí se nfriaría y se hundiría al volverse más denso, y fluiría por la superficie de vuelta al Ecuador.
    Los vientos de superficie solo circularían de norte a sur en el hemisferio norte y al revés en el hemiferio sur.
    Pero e una esfera rotartoria el aire se mueve deprisa en el Ecuador y muy lento en los Polos. De esa manera la rotació de la Tierra desvía los vientos hacia la derecha en el hemisferio norte y hacia la izquierda en el sur: efecto Coriolis.
    Gracias a la rotación de nuestro planeta se producen tres bandas de vientos en cada hemisferio: los alisios ecuatoriales, los de poniente de latitud media y los de levante polares.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso lo hemos tratado en el apartado Anomalía ARA.

      Eliminar
    2. Vale, pero yo no me he leído el libro ¿podría explicarme cómo son posibles los vientos sin movimieto de rotación?.

      Eliminar
  4. En el tercer vídeo desde abajo, desde el minuto 12:50 hasta 14:00 lo tienes visualizado. Si no coges el inglés hablado, ve el vídeo en youtube y pincha en "transcripción" y se puede entender con la traducción automática, al menos crome lo permite.
    En definitiva se trata de lo siguiente. La fuerza de Coriolis es la misma (el principio de Mach y asumido por la Relatividad General) sea que la Tierra rote o el universo. En el primer caso la fuerza es un fenómeno secundario, en el segundo primario, resultado de la atracción gravitatoria del universo rotando. Por lo tanto lo que se debe a Coriolis, más bien poco, puede ser producido debido a dos causas. Pero parece más lógico que sea tal como lo defiende el geocentrismo, porque en el caso de planetas verdaderamente rotantes la atmósfera (cuando la tengan) se queda atrás de forma significativa provocando vientos de miles de km/h. La NASA no sabe la respuesta.
    Nosotros decimos que la respuesta es sencilla, porque no la descartamos entre otras cosas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "...resultado de la atracción gravitatoria del universo rotando".
      ¿Pero de qué atracción gravitatoria estais hablando?.
      ¿Os referís a que el universo atrae a los gases de nuestra atmósfera? y en ese caso, por qué va a atraer solo a nuestra atmósfera y no al resto del planeta.
      ¿Y por qué la ley de Gravitación Universal va a funcionar para el resto del universo pero no para la Tierra?.
      ¿Por qué la Luna va a girar a nuestro alrededor pero nosotros no vamos a hacer lo mismo con el Sol, es que el principio no es el mismo: los objetos de mayor masa atrapan en su campo gravitatorio a los de masa menor?.
      ¿Qué explicación científica hay para que un planeta minúsculo obligue a orbitar a su alrededor no solo a planetas mayores, ni a la estrella de su sistema, sino a todo el universo entero?.
      Y por favor, cuando digo "científica" no me refiero a la teología ni a la filosofía, sino a las ciencias que pueden hacer predicciones,que son experimentals y basadas en la experiencia: me refiero a la física.

      Eliminar
    2. Gringo, es que no tiene explicación ninguna. El geocentrismo funciona al revés de como lo hace la ciencia, primero asume según relatos bíblicos que la tierra no se mueve y luego intenta dar explicaciones alternativas a los experimentos que muestran que la tierrra se mueve. De hecho, en sus explicaciones utilizan y rechazan al mismo tiempo la teoría de la relatividad.

      El geocentrismo no puede explicar por medio de ninguna ley de la física las asunciones que tienen que hacer para que les cuadre la ecuación, por ejemplo que para que las estaciones funcionen el sol tiene no sólo que girar en una órbita circular alrededor de la tierra sino que al mismo tiempo se tiene que desplazar verticalmente hacia arriba y hacia abajo en base a una ley absolutamente desconocida y a la que llaman movimiento propio de las estrellas. Es curioso que la luna no haga ese tipo de movimiento. Un sin sentido.

      Eliminar
  5. Hala, a explicarme las estaciones, los solsticios y la incidencia de los rayos del sol sobre la tierra con vuestro modelo

    http://m.youtube.com/#/watch?v=0Wu7LqF8fzk&desktop_uri=%2Fwatch%3Fv%3D0Wu7LqF8fzk&gl=ES

    ResponderEliminar
  6. Perfectamente explicado en el libro. En resumen, el sol no está siempre en el mismo plano, el plano de la elíptica oscila como en un cilindro de forma que a lo largo del año está más próximo a ciertas zonas del globo.
    En general las estrellas pueden tener su movimiento propio dentro de la rotación del firmamento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un momento... ¿qué es eso de "el plano de la elíptica"?.
      ¿No se supone que según el modelo de Tycho Brahe la órbita del Sol y los planetas son circulares?.

      Eliminar
  7. El problema, Milenko, es que tiráis por tierra toda la teoría de la gravitación universal que explica no sólo el modelo heliocéntrico. El problema es que no hay manera de postular, según vuestro modelo, leyes de la física que expliquen esos movimientos "propios" de las estrellas y la rotación de las galaxias que defendéis y que, según la ciencia actual, son muy fáciles de explicar y de predecir. El problema es que seguís el mismo esquema de los creacionistas: negar cualquier evidencia que no se ajuste a vuestra teoría. El hecho de que los astrofísicos, físicos y matemáticos de todo el mundo puedan predecir, confirmar teorías y comprobar que el sistema funciona como parece que funciona es mucho más válido que vuestra postura que no llega a explicar el POR QUÉ sucede como decís que sucede. Por cierto, no deja de asombrarme que utilizáis la teoría de la relatividad general y especial según os conviene. A veces os parece un invento para justificar el heliocentrismo y a veces la utilizáis para justificar el geocentrismo. Intelectualmente deprimente.

    ResponderEliminar
  8. gringo, no puedo ahora atender tus preguntas e incomprensiones, deberías leer el libro, digo yo. Pronto haré una explicación ante varios físicos y matemáticos, la subiré a youtube.
    Luego atenderé tus comentarios, de momento puedes ver muchas cosas que planteas en el blog de Juan Carlos, aunque allí en las entradas se ha resumido bastante en su momento, lo cual hemos ido desarrollando con cuidado durante meses.
    No me lanzaría a la publicación del libro si no hubiese planteado todas esas preguntas, y más. No sé si me crees, y como sabes, no solamente en cuanto a ti, sino respecto a cualquiera, no me frena en mi intento de buscar y defender la verdad.

    ResponderEliminar
  9. Respecto al comentario que falta por salir:
    los experimentos confirman la inmovilidad de la Tierra.
    Cuando citamos resultados de la RG es que para que se vea que geocentrismo no la contradice en cuanto a la conclusión de la rotación del universo, no es que necesitamos de esta teoría.
    En cuanto a la luna, tiene unos de los movimientos más complicados.
    Geocentrismo sí es observacional, no huye de los resultados de los experimentos y no los proclama nulos (como el caso del experimento MM proclamado nulo por los relativistas); ellos confirman geocentrismo.
    En el libro reclamamos, recordando petición de varios relativistas, que el experimento de MM se realice en la luna , es mucho más viable que mandar un satélite a Marte (si es por dinero). Pero la negativa es por miedo.

    ResponderEliminar
  10. Por cierto, nada dicen de todos los estudios sobre Mercurio donde se sabe no sólo que gira alrededor del sol sino que, mediante resonancia orbital, sabemos que no presenta siempre la misma cara al sol. Aquí no se trata de "depende del punto desde donde se mire", observamos a Mercurio rotando sobre si mismo y alrededor del sol. ¿Por qué la tierra no debería hacer lo mismo? Me gustaría mucho saber como niegan la evidencia experimental del movimiento rotacional y traslacional de Mercurio. Empiecen por aquí:

    http://es.wikipedia.org/wiki/Mercurio_%28planeta%29

    ResponderEliminar
  11. http://www.hablandodeciencia.com/articulos/2013/02/18/el-geocentrismo-en-el-siglo-xxi/

    ResponderEliminar
  12. A este señor, evidentemente, le hace falta formarse mucho, mucho. Le dejo su tiempo.

    ResponderEliminar
  13. No podemos esperar que todos se salven, asi mismo. no podemos esperar que todos crean la verdad bíblica de que la tierra no se mueve. Yo creo que la tierra no se mueve y me estoy preparando para predicarlo en mi iglesia. Estoy seguro de que será como una nueva luz y tendrá un gran impacto y nos enseñará la gran lección de quer así cómo hemos podidos ser engañados por tanto tiempo por la mal llamada ciencia de la evolución que todo lo daña, que todo lo corrompe y que todo lo sume en el ateísmo, asi también, con toda seguridad, hemos sido engañados por siglos, con el apoyo de la iglesia católica, en muchas otras verdades que todavía desconocemos.

    ResponderEliminar
  14. La teoría de la relatividad que inventó Einstein fue una teoría diabólica. Satanás, a fin de destruir la verdad de que la tierra no se mueve, inspiró a Albert Einstein a reflexionar sobre el relativismo. Por ejemplo: yo puedo decir: "le dí un golpe en la cara" El relativismo puede negar esa aseveración diciendo: "No, la cara fue la que se estrelló contra tu puño" Decir que la tierra y todos los planetas giran alrededor del sol es una verdad para las mayorías y decir que la tierra no se mueve es verdad para una minoría. Decir que el domingo es el día de reposo es verdad para la mayoría incredula y decir que el sábado es el verdadero reposo es verdad para una minoría con base en la Palabra de Dios. Cualquier verdad bíblica puede ser negada con el relativismo. Quiere decir, que el relativismo es la forma de mentir más creíble que existe.El relativismo en la vida cotidiana está en todas parte negando principios morales, sociales,económicos,políticos, etc. El relativismo a corrompido a la sociedad, nos ha embrutecido. Satanás sabía que la tierra no se movía, pero como decir lo contrario en aquel tiempo honraba a los hombres y a la ciencia que niega a Dios, con el tiempo se convirtió en verdad. En ese tiempo de oscuridad y de reinado de terror por la supremacía papal, decir que la tierra se movía alrededor del sol equivalía a ser quemado en la hoguera, sin embargo, Satanás mismo protegió su obra. Esos cientíicos eran católicos y sin embargo se salvaron a duras penas. De todas maneras,¿Cómo afrontar a los sabios de entonces que tenían la gran ventaja del reconocimiento de los príncipes y reyes. A Satanás le fue dificil imponer sus ideas, pero lo ayudó el tiempo, la constancia, y la infiltración de sus ideas en la educación como lo hace y lo mantiene hasta el día de hoy. Como príncipe de este mundo Satanás ha logrado imponer sus mentiras, se vale de la educación secular y como tiene sus agentes sin los cuales no huniera podido hacer nada, entonces tiene éxito. Y como en antaño, hoy nadie se peocupa por investigar esta verdad, ni en buscar pruebas del geocentismo. Pero las revoluciones son milagrosas. Recordemos las palabras del profeta Daniel para este tiempo: "Muchos investigaremos por aquí y por hallá y la ciencia será aumentada" (Daniel 12:4) Hagamos todo lo que esté de nuestra parte. Dios es Todopoderoso y está de parte de la verdad. Eduquemos, perseveremos y demostremos, solo eso puede colocar a una gran mayoría de parte de la verdad.

    ResponderEliminar